General

La entrevista de trabajo. Consejos básicos.

Dentro de un proceso de selección la entrevista de trabajo es el último y definitivo paso. Solo los candidatos con mejores opciones para ocupar el puesto que se oferta llegan hasta aquí. Si has sido seleccionado la empresa cree que puedes ser la persona idónea para el trabajo. Esto es una gran ventaja, pero todavía te hará falta convencer al entrevistador, a través de tus respuestas y comportamiento, de que tú eres la persona idónea para ese puesto. Al mismo tiempo durante la entrevista deberás tratar de averiguar si el trabajo que te están ofreciendo cumple tus aspiraciones personales y profesionales.

Para la empresa, por otra parte, el propósito de una entrevista de trabajo será encontrar a la persona más adecuada, cualificada y que mejor pueda encajar con las necesidades del puesto.

En la mayoría de las entrevistas tendrás que responder siempre al mismo tipo de preguntas. Se trata de que el entrevistador pueda descubrir quien y como eres, si serás capaz de desempeñar las tareas necesarias para el puesto y si encajarás en la plantilla. Habrá una serie de preguntas directas en las que se te pedirán datos concretos, que más tarde le servirán a la empresa para comparar a los candidatos.

El éxito que puedas tener en una entrevista dependerá en gran medida de lo bien que te hayas preparado para la misma. Sólo con un trabajo previo a la reunión serás capaz de llevar la respuesta a donde a ti te interesa, resaltando tus puntos fuertes y minimizando los débiles.

Si llegas a la entrevista improvisando o dando respuestas vagas o imprecisas darás una imagen muy poco profesional, el personal de recursos humanos lo notará de inmediato, y el proceso de selección habrá terminado para ti.

Hay una serie de consejos básicos que no podemos obviar, como:

  • No acudir a la entrevista acompañado.
  • Elegir la vestimenta adecuada al tipo de trabajo y al tipo de empresa. La forma de vestirse proyecta una primera impresión y ésta es muy importante ya que, normalmente no tendrás una segunda oportunidad.
  • Ir aseado pero no muy perfumado, llevar el pelo limpio y arreglado, trata de dormir lo suficiente la noche anterior para evitar ojeras,…
  • No debes llegar nunca tarde, sino más bien 15 minutos antes. Si conoces de antemano el lugar de la entrevista sería recomendable acudir unos días antes para localizar sitios donde puedes aparcar si vas en coche, o las mejores rutas si te desplazas en transporte público.

En las siguientes entradas profundizaremos más sobre los tipos de entrevistas de trabajo que te puedes encontrar, las preguntas más habituales y qué contestar, como actuar durante y después de una entrevista, errores a evitar y algunos trucos y consejos para que puedas superar con éxito cualquier entrevista de trabajo.